En el primer trimestre de 2014 se hará la transición para el lanzamiento del nuevo Canal Uno

Canal Uno tendrá programación las 24 horas y se eliminarán los programas de televentas. La nueva programación entrará al aire en el transcurso del primer trimestre de 2014 con más y mejores contenidos y nueva identidad.

La Autoridad Nacional de Televisión (ANTV) ratificó con los concesionarios Jorge Barón/Sportsat, CMI Televisión y NTC S.A./Colombiana de Televisión que el principal objetivo es convertir al Canal Uno en una opción atractiva para la teleaudiencia con oferta de contenidos de buena calidad. En este propósito contribuirá Radio Televisión de Colombia (RTVC), que, por disposición de la ANTV, asumirá la programación de 25 por ciento de los espacios en la parrilla del canal.

Las cuatro empresas que programarán el Canal Uno acordaron definir la programación con criterios armónicos, complementarios y estratégicos. En este sentido convinieron eliminar los programas de televentas, que en el futuro estarán limitadas a corto tiempo en los espacios comerciales. Pensando en las audiencias nacional e internacional determinaron igualmente que el Canal Uno emitirá las 24 horas continuas. Dado que enero es un mes bajo en audiencia y en pauta publicitaria, las empresas programadoras acordaron realizar el lanzamiento oficial del canal en febrero de 2014.

De cara a la convergencia e interacción con los televidentes también se definió reactivar la página web del Canal Uno y fortalecer la presencia permanente en las redes sociales.

La nueva parrilla se diseñó con base en un análisis comparativo de la oferta de televisión privada y pública  en el país, de los canales latinos de Estados Unidos y de las parrillas de programación en México y Venezuela para identificar tendencias de programación, así como de aceptación de los programas por géneros, horarios y títulos.

El resultado de ese ejercicio se complementó con los fundamentos y objetivos de la televisión pública, en particular con su misión de promover el desarrollo intelectual y cultural de los colombianos, estimular análisis y pensamiento acerca de los grandes temas del país y estimular la cohesión en torno a los valores fundamentales de la nacionalidad. Todo, atendiendo la composición de las audiencias en los distintos horarios y lo establecido en las normas y orientaciones de la Autoridad Nacional de Televisión sobre la materia.

Por último, el final de la transición del Canal Uno coincidirá con el funcionamiento de la Red Televisión Digital Terrestre Pública, así que los televidentes podrán ver los nuevos contenidos del canal en alta definición y mejor calidad.